Cuándo enseñar a leer a los niños

mejor momento para iniciar el aprendizaje de la lectura y la escritura en niños

Hoy quiero hablarte del eterno dilema: ¿a qué edad deben los niños aprender a leer? 

En Finlandia, todo un referente en temas de educación, los niños no aprender a leer hasta los 7 años. Pero lo más significativo de este país es que al cabo de sólo dos años, los niños finlandeses lideran todos los rankings en temas de competencias lectoras. ¡Y eso es así desde hace 21 años!

Por el contrario, en España cada vez se avanza más el momento de enseñar a los niños a leer y escribir, pero los resultados en comprensión lectora siguen siendo muy bajos y el fracaso escolar muy alto. 

La pregunta pues es obligada: ¿están los alumnos de educación infantil preparados para iniciar el proceso lector?; ¿cuándo está su cerebro preparado evolutivamente para dicho aprendizaje?

Jordi Catalán (licenciado en medicina y cirugía por la UB, especialista en atender a niños con problemas en el desarrollo en el Instituto del Desarrollo Infantil y con 40 años de experiencia en dicha área) lo tiene claro y lo contaba en su intervención en el I Congreso Internacional de Comprensión Lectora Infantil y Primaria (CICLIP).

Quiero compartir contigo mis apuntes de esa interesante conferencia y las claves que Jordi Catalán daba para evaluar si un niño está preparado para comenzar el difícil proceso de aprender a leer. 

mejor momento para iniciar el aprendizaje de la lectura y la escritura en niños, capacidades iniciales del niño antes de emprender el camino
El aprendizaje de la lectura es un camino largo y difícil, es importante que el niño esté bien preparado para emprenderlo

Según este especialista, el problema actual de nuestros sistema educativo es que pedimos a los niños ciertas exigencias en función del curso y la escuela en la que están, sin una evaluación previa de sus capacidades. 

Para que un niño pueda integrar, comprender y avanzar en el proceso lector, diferentes funciones de su cerebro deben funcionar correctamente y haber madurado lo suficiente para afrontar el duro reto que supone aprender a leer. 

La clave está pues en la madurez del niño y no en su edad: "hay niños que maduran más rápido y niños que maduran más lentos, algunos tienen una velocidad de aprendizaje más rápido que otros, y todos pueden son normales".

niños atentos, quietos, sentados escuchando un cuento: requisito madurativo para iniciar el proceso de aprender a leer

Lo ideal sería, antes de empezar el aprendizaje de la lectura, poder evaluar a cada niño individualmente y ver si ya ha alcanzado los requisitos madurativos necesarios para iniciar el proceso de aprender a leer, que según Jordi Catalán son los siguientes:

1. Coordinación motora preparada: habilidad de moverse de forma adecuada, buena coordinación de movimientos, habilidoso en sus movimientos. Por ejemplo: sabe montar en bici, saltar a la pata coja, aguantarse con un pie,… Por supuesto con el movimiento amplio no se lee, pero todo eso nos indica que el niño tiene una buena base en su cerebro reptil y que éste funciona de forma adecuada.


2. Dominar el control del movimiento: el niño debe ser capaz de estar sentado, quieto y atento. En este sentido, por ejemplo, los niños muy movidos no tienen capacidad para poder estar quietos y atentos a lo que se les está presentando para que lean, porque aún no controlan su movimiento, así que intentarlo será posiblemente un fracaso y un sobreesfuerzo para ellos.

3. Buena organización visual: no sólo agudeza (no tener miopía, hipermetropía, etc) sino tener unos buenos movimientos visuales y coordinación del movimiento fino. Porque con esta capacidad el niño, por ejemplo, podrá seguir las líneas del texto sin que haya saltos ni repeticiones. 

niño leyendo en sofá, con buena organización visual para poder seguir la línea del texto sin saltos ni repeticiones

4. Vocabulario rico y saber expresar ideas. El niño debe tener una buena base de información.


5. Capacidad de escucha y, sobretodo, de escucharse a si mismo. La no adquisición de esta capacidad está muy relacionada con problemas auditivos, otitis, drenajes,… eso causa que el proceso del lenguaje llegue más tarde, porque aunque se haya resuelto el problema, el niño ha sufrido un desfase, durante una época básica en su desarrollo no ha recibido toda la información que debería y su base de datos es menor.


6. Lateraridad bien definida.

 
7. Motivación: por último, pero no por eso menos importante, es básico que el niño esté motivado para aprender a leer. 


Y Jordi Catalán añade un último requisito, que ya no es intrínseco del niño, pero igualmente importante: el método de aprendizaje de la lectura debe ser atractivo.


niños leyendo cuento, motivados por la lectura y por aprender a leer

El aprendizaje de la lectura es uno de los procesos más difíciles al que deberá hacer frente el niño, por eso es importante que llegue a él bien preparado. Si encima de la dificultad que ya entraña de por sí aprender a leer, el niño acumula otras dificultades debido a que aún no ha madurado del todo, el proceso puede hacerse realmente complicado.

Si el niño llega sin todos esos requisitos mencionados, el aprendizaje se le hará muy cuesta arriba y aparecerá la desmotivación, la falta de interés e incluso cierta resistencia y bloqueo. Si algo me cuesta desmesuradamente, voy a evitarlo. Si como consecuencia de mi dificultad me ponen a repetir lecturas y me obligan a leer más, entonces me agobiaré, creeré que no soy capaz, que las cosas no me salen bien, mi actitud será a la defensiva,...

Lo peor de todo es el recuerdo que quedará en ese niño, sin duda para él la lectura no será algo divertido y apasionante, sino un fastidio. Al final, conseguiremos que aprenda a leer, pero no le habremos enseñado a amar la lectura, así que difícilmente se convertirá en un adulto que lea.

niños leyendo en su tiempo libre, porque lo viven como algo divertido y apasionante

Resumiendo, no hay una edad concreta a la que empezar la lectura, lo ideal sería evaluar a cada niño y poder hacer un buen diagnóstico, para ver si está preparado para iniciar el proceso o no y descubrir si hay dificultades concretas y trabajar sobre ellas.

Entiendo que en el sistema educativo actual es difícil aplicar esto, pero avanzar el aprendizaje de la lectura tampoco es la solución, sin duda no para la mayoría de los alumnos. Es mejor dedicar el tiempo a desarrollar esas habilidades y requisitos que el niño necesitará para afrontar con éxito el aprendizaje.

También desde casa podemos ayudar a desarrollarlas, como te comentaba hace un tiempo en: cómo facilitar el aprendizaje de la lectura y la escritura con acciones cotidianas.

¿Qué opinas de todo esto?. Cuéntame porque tu opinión y experiencia me importan y nos enriquecen a todos. ¡Buenas lecturas!


Quizás también te interesa:



http://eepurl.com/bz_bIn


18 comentarios

  1. Pues estoy totalmente de acuerdo, hoy en día se apuesta por iniciar en edades más tempranas la lectura y en muchos niños/as el desarrollo madurativo no es el adecuado por lo que en vez de beneficiar al peque se le perjudica constantemente e incluso puede llegar a sentir tal frustración y desmotivación que se consiga el efecto contrario: odio a la lectura!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto Inma!!! Ese es el problema, acabarán leyendo todos, pero a qué precio? Entiendo que es difícil dar respuesta personalizada a cada niño cuando hay ratios de 25-30 por profesor, por eso mejor esperar a qué todos estén preparados y dedicar el tiempo a otras actividades o a poner las bases para la lectura y la escritura. También los padres y madres debemos ser los primeros en no querer adelantarles etapas! Un abrazo.

      Eliminar
  2. No puedo estar más de acuerdo. Muchas gracias!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Paloma! Me alegro! Me pareció muy interesane la charla de este experto y por eso quise compartirla y poner mi granito de arena. Un abrazo fuerte!

      Eliminar
  3. Al final, tenía tantas ganas de leerte que aquí estoy, y eso que tengo entradas tuyas pendientes de ver. El caso es que hoy tenía unos amigos de mi hijo en casa, todos de siete años, de final de curso. Mi hijo es el único que va en primero (los amigos en segundo) porque al ser de diciembre y siguiendo los septenios de la pedagogía waldorf decidí que estuviera un año más en infantil (los tres a hacer, aunque mi hijo empezó con tres para cumplir cuatro en diciembre. Tardé un año más en escolarizar porque me negaba a mandarlo a un colegio con dos años y nueve meses). Bueno, que me lio, el caso es que tenían que ponerse a hacer los deberes (van todos a distintos coles) Uno tenía unas cuentas, otro que repasar los océanos y continentes (tenía un examen) y mi hijo tenía que calcetar porque tiene que preparar un pollito. Yo, que soy maestra, aunque lleve tres años sin trabajar, me he dado cuenta de la diferencia de interés en las tareas de los tres. Mi hijo trabajando su psicomotricidad fina y diciendo los océános y continentes sin "estudiar" mientras el amigo del examen los leía pausadamente para memorizar (Estoy segura de que si se los preguntan sin tener la presión escolar que tiene, los dice mejor y no se olvida de ninguno) y otro dándole a las operaciones sin ganas ninguna sin haberlas trabajado con el hacer, y el sentir, solo en el pensar. Lo mismo ocurre con la lectura. Mi hijo es feliz cuando recibe un cuento. Olvídate de regalar cuentos a sus amigos sin acompañarlos de algo más porque sería un fracaso de regalo. El sistema escolar actual bajo mi punto de vista está totalmente obsoleto y no respeta ni ritmos ni intereses. Nos arrastra hacia la mediocridad y olvida la emoción como elemento fundamental de aprendizaje. Ojalá se llevase a cabo esa evaluación individual de cada niño! Desde casa se puede hacer mucho pero en muchas familias falta tiempo y luego se sienten perdidos porque no saben por donde empezar ni qué hacer. Al final, la escuela marca pautas y lo más cómodo (que no lo más correcto) es estar bajo su supervisión. Una entrada de diez, Judith! No puedo estar más de acuerdo. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por compartir tu experiencia Vero!!! Y estoy totalmente de acuerdo en todo lo que dices. Se puede hacer mucho desde casa, pero como dices, a veces es difícil no dejarse influenciar por el entorno. Hay que mejorar mucho el sistema educativo actual. Empezando por dotarlo de más recursos y personal. No nos damos cuenta que invertir en educación es ahorrar en muchas otras cosas. Un abrazote fuerte!

      Eliminar
  4. ¡Muy interesante la entrada! Ya sabes que yo abogo por motivar, crear necesidades... y sobre todo dejar que sea el niño quien decida el momento. Y aunque no conocía estos requisitos madurativos como tales (qué pena que no me hablaran de ello en la carrera, ¿no?), la verdad es que parecen muy sensatos. De hecho algunos de ellos parecen tan obvios que probablemente sea fácil pasarlos por alto. Así que trataremos de mantenerlos alerta. Creo que el post ha tenido bastante éxito... me ilusiona que algo, aunque sea mínimo, esté cambiando :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Seño Punk!!! Sí, al menos ponemos nuestro granito de arena y me alegra mucho ver que la gente se interesa por el tema y les preocupa, eso es el principio de todo cambio. Como dices son requisitos obvios, así que no es tan difícil evaluar y actuar. También muchos profes se han interesado por este artículo, así que vamos por buen camino!!! Un abrazo!!

      Eliminar
  5. De acuerdo....
    Pero se nos olvida que en Finlandia se dan otros factores que favorecen el hábito por la lectura y la adquisición tan rápida de los siete a los nueve años. Se trata de una sociedad totalmente distinta a la española y no creo que sea tan fácil importar las fórmulas en educación. Se trata de una sociedad altamente motivada hacia la lectura. Las bibliotecas tienen una actividad frenética y las familias leen muchísimo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto Ángeles!!! Hay muchos otros factores que influyen. En este sentido también había una ponencia muy buena en CICLIP de Xavier Melgarejo, hablando de por qué en Finlandia la comprensión lectora es tan buena y se lee tanto. Otro día habrá que profundizar en eso. Gracias por la aportación.

      Eliminar
  6. No puedo estar más de acuerdo! Soy profe de infantil y los padres se obasesionan con que sus hijos salgan leyendo y escribiendo con 5/6 años, pese a que no han madurado lo suficiente para ello, se empeñan en machacarlos en casa...qué pena!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí la verdad!! Pudiendo estar jugando o haciendo otras cosas, qué pena perder el tiempo con eso. Cuidado, que tienen que aprender y en casa apoyarlos pero todo a su debido tiempo ;)

      Eliminar
  7. Estoy muy de acuerdo contigo, cada día empiezan a leer mas pronto y yo desde el punto de vista de madre y apasionada de la lectura, me da mucha pena que no se sepa gestionar, ya que los niños se agobian muchísimo. Yo en mi casa tengo dos ejemplos de diferente maduración lectora. Mi hijo mayor que ahora tiene 8 años, empezó a leer a los 4, pero a día de hoy la comprensión lectora es bajísima y me cuesta mucho trabajarla con el. Por otro lado esta mi hijo pequeño que ahora tiene 5 años, él empezó a leer el año pasado y actualmente ya entiende perfectamente lo que lee. Ni que decir tiene que hasta que no ha sido exigencia escolar no he forzado la situación, pero mi hijo mayor reconozco que tiene un problema porque se ha quedado estancado y para segundo de primaria necesita cierta comprensión lectora, así que estoy intentando trabajarlo, pero la verdad es que ha perdido el amor a la lectura. A ver si puedo conseguir que lo recupere.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que podrás Verónica, con cariño y mucha paciencia. Gracias por compartir tu experiencia aquí, seguro que le sirve a otros lectores/as del blog. Recuerda no dejar nunca de leerles tu a ellos en voz alta, no hay mejor manera de transmitirles nuestro amor por la lectura que compartiendo momentos especiales todos juntos alrededor de los cuentos. Un abrazo.

      Eliminar
  8. Totalment d'acord!! Al meu blog també vaig escriure un article relacionat amb el tema:
    https://mariajaquescabanes.com/2015/02/02/ladquisicio-de-la-lectura-i-lescriptura-que-necessiten-els-nens-per-fer-ho-be/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Molt bo el post Maria, m'ha agradat molt!!! Que bé veure que es va fent difunsió el missatge ;) Una abraçada

      Eliminar
  9. muchas gracias, aun no nace mi hija Helena, pero aqui mucho he aprendido para cuando este a mi lado.

    ResponderEliminar